fbpx

Chint Power Systems Latinoamérica

Medidas que deben considerar las empresas de generación distribuida para enfrentar la crisis económica del coronavirus en México

La economía Mexicana podría sufrir una caída debido a la reciente crisis del coronavirus, los sectores más afectados son las MiPyMEs y PyMEs; sin embargo, el país continúa apostando por el desarrollo de la energía solar distribuida, la cual podría ayudar a lograr el desencadenamiento positivo.

De acuerdo con los datos revelados en el acuerdo de ajuste presupuestario suscrito por la diputada federal de México, Adriana Dávila Fernández, los impactos del COVID-19 en la economía del país son de 96%, una cifra bastante alta.

En este sentido, se estima que el 58% de las PyMES podría desaparecer, situación que ha puesto en alerta a todos los sectores productivos.

La generación solar distribuida puede verse afectada

Generación solar distribuida

Uno de los principales sectores en el cual el COVID-19 podría tener mayor repercusión, es en la generación distribuida de energía solar.

Al respecto el director de Salerno & Asociados, Paolo Salerno afirmó que lo que mayor temor causa es que exista la posibilidad de cierre del 58% de las MiPyMEs y PyMEs para el segundo semestre del año.

Esta situación no sólo afecta en la economía del país y la PyMEs que se verán en crisis, sino también al sin número de trabajadores que no podrán obtener el sustento tras el cierre de estas empresas.

De igual forma es necesario tomar en cuenta las consecuencias que van a repercutir en las instaladoras, los inversores y los usuarios que no podrán seguir beneficiándose de las centrales fotovoltaicas para disminuir el consumo de energía, por lo que es necesario que el país comience a tomar medidas para tratar de salvar a las industrias en riesgo.

Situación actual de las PyMEs

Durante el webinar de MIREC moderado por Victor Ramirez, Paolo Salerno agregó que el COVID-19 ha logrado disminuir la demanda y la producción en Salerno & Asociados.

Situación actual de las PyMEs

Por lo que está seguro que la gran mayoría de las empresas no invertirán y se dedicarán a sobrevivir con los ahorros hasta que la situación logre normalizarse.

En este sentido, el experto comentó que si una PyME no realiza una inversión, es posible que pierda todos sus ahorros destinados a desarrollar nuevos proyectos y dado que seguirá pagando una elevada tarifa en relación a la instalación propia, esto podría llevarlo al quiebre, haciendo que caiga en un ciclo negativo que afectará por igual a todas las empresas.

Medidas para enfrentar la crisis

Irremediablemente esta crisis dejará fuera de funcionamiento a muchas pequeñas y medianas empresas en todos los sectores comerciales; sin embargo, con el fin de mitigar las consecuencias y reducir al mínimo el margen de pérdidas para el país, Paolo Salerno enumeró una serie de medidas que pueden aplicarse a las empresas en riesgo.

Medidas para enfrentar la crisis
  • Lo principal es chequear la tasa interna de retorno social (TIRS).
  • Luego será necesario aplicar cambios en el sistema de ventas (A forma de descuento) para que el cliente pueda abastecerse y el retorno de la inversión no sea tan agresivo.
  • Finalmente, será necesario concretar las inversiones que se tenían planteadas para poder frenar la crisis.